GLOBULARIÁCEAS

Globularia alypum   L.

Coronilla de fraile

Familia Globulariáceas

Globularia alypum

Mata perenne, muy ramosa, con tallos por lo general entre 30 y 60 cm, provistos de hojas hasta la inflorescencia. Hojas cortamente pecioladas, alternas, enteras, lanceoladas, terminadas en una pequeña punta (mucrón). Inflorescencia globular, de unos 20 mm de diámetro, capituliforme, protegida por un involucro de brácteas de 3-5 mm, mucronadas, dispuestas en varias filas. Flores olorosas, hermafroditas, zigomorfas, de color azul o violeta pálido. Corola gamopétala, con el labio superior reducido, bilobulado, y el inferior con tres lóbulos. Androceo con 4 estambres libres, epipétalos, exertos. Ovario súpero, bicarpelar, unilocular. Fruto tipo aquenio.

 

FLORACIÓN

De octubre a marzo.

HÁBITAT Y DISTRIBUCIÓN

Esta planta se halla preferentemente sobre suelos calcáreos, pedregosos y áridos de la Región Mediterránea. En Almería la hemos encontrado, siempre en pequeña cantidad, antes de llegar a Aguadulce (circulando desde la capital), así como en Instinción, Vera y Sierra Cabrera. En Sierra María existen otras dos especies muy próximas, G. vulgaris y G. spinosa, también con muy pocos ejemplares.

APLICACIONES

La coronilla de fraile tiene propiedades purgantes y antirreumáticas, aunque está en desuso. Se han dado casos de personas que la tomaban contra enfermedades reumáticas y tuvieron que abandonar su empleo por los efectos purgantes, quedando de manifiesto lo arriesgado que resulta buscar remedio en la medicina popular (hay textos en los que esta planta se considera venenosa).

Lista de especies

Índice