SEGUNDO COMUNICADO PRENSA MARCOS BALLESTEROS (CARBONERAS)

Marcos Ballesteros Galera*. 02-01-07

No me dedico a la política, ni ejerzo de Secretario de Organización del PP de Carboneras. Ya sabemos que en un Congreso Local es necesario nombrar muchos secretarios y vocales, pero otra cosa es ejercer. Aquí los que organizan y dirigen las acciones del PP local son su Presidente y portavoz municipal Antonio Hermosilla y, más recientemente, el nuevo candidato a alcalde Joaquín Amills.

Me ataca  el PSOE Carbonero porque yo fui el vecino que en 2005 y en nombre propio denunció y documentó exhaustivamente ante el SEPRONA la casa presuntamente ilegal del Secretario del Ayuntamiento, registrada a nombre de su esposa, que es miembro de la Ejecutiva del PSOE. Eso les escuece, no están acostumbrados a que nadie les rechiste, pero yo sigo pensando  que si un vecino no puede construirse una casa con Licencia de Almacén, menos debe hacerlo todo un  fedatario público, uno de los funcionarios más veteranos del Ayuntamiento, que además es Secretario del Juzgado. Lo lamentable y sangrante es que la Junta me “machacaba” a expedientes pero no querían ver la construcción del Secretario, y sólo actuaron tras mi denuncia, no les quedaba otra.

En democracia y en un estado de Derecho no es de recibo  tratar a unos vecinos de una manera y a otros vecinos de  la manera contraria  en función de su afinidad política, y eso es justo  lo que está ocurriendo y lo que los vecinos llevamos tragando muchos años, y estas injusticias tarde o temprano revientan. Afortunadamente hay muchos vecinos en Carboneras que reclaman que funcione el estado de Derecho,  y anteponen su  dignidad  al lógico  miedo a las represalias.

En cuanto a las casas ilegales, nadie debe perder de vista que lo auténticamente grave es lo que ha conocido la opinión pública almeriense en las últimas semanas, lo que ha publicado El Mundo y otros medios comarcales, que es lo siguiente:

* La presunta casa ilegal en Parque Natural del suegro de José Manuel Merino, nada menos que el  Secretario de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía

* la presunta casa ilegal de un fedatario público, el   Secretario  Accidental del Ayuntamiento de Carboneras y Secretario del Juzgado, Joaquín González,

* la presunta casa ilegal construida en 2006 y permitida al hermano del Secretario justo a pocos metros de la suya,

* la presunta casa ilegal permitida a la Concejala del PSOE Dolores Capel en suelo protegido del Parque Natural,

* la presunta casa ilegal permitida a Juana Ruiz, cuñada de la anterior, también en el Parque Natural,

* la presunta casa ilegal permitida a  Simón Ruiz,  primo del Concejal del PSOE Francisco Belmonte, también en Parque Natural, etc…

Esto que se ha publicado no es ningún montaje, es una realidad. Y esto es sólo el inicio, pues los vecinos de Carboneras sabemos, todos,  que hay docenas de casos similares. Y la auténtica y rotunda realidad es que ni el Gobierno de Carboneras ni la Delegación de Medio Ambiente han salido a contestar esas denuncias de los vecinos de Carboneras. Si creen  que es un montaje que salgan y lo desmonten con argumentos. Pero no pueden.  Se esconden, callan y otorgan.

Claro que  hay miedo en el PSOE carbonero , y ese miedo es lógico ya que esto se llama prevaricación urbanística por omisiónomisión del deber de perseguir infracciones urbanísticas, más grave aún   en espacios protegidos. La Fiscalía ya se ha querellado contra muchos alcaldes por estos hechos, por ejemplo en Castilblanco, en Sevilla, y aquí no tiene por qué ser distinto, además es público y notorio que el SEPRONA lleva varias semanas investigando en las barriadas de Carboneras, y es evidente que o bien la Fiscalía  ha ordenado esas investigaciones, o si no lo ha hecho va a tener conocimiento de las mismas;  la avalancha de presuntas construcciones presuntamente ilegales, algunas de lujo, en las barriadas las ha permitido  el Alcalde, no tienen Licencia,  y además en las Actas del Ayuntamiento de los últimos años no figura que hayan  sido expedientadas ni paradas, ni consta por tanto que se hayan tomado las medidas para restituir la legalidad. Por eso hay miedo en el PSOE carbonero y ese miedo se traduce en arrebatos, en excusas de supuestos montajes y cortinas de humo, el  ataque al PP y a mi persona es fruto de ese miedo.

Además es el mundo al revés, ya que precisamente al mismo tiempo que la Junta permitía todas las demás, mi construcción y la de mi hermano sí  que se denunciaron nada más comenzarlas en 2004, y pararon la obra el 1 de febrero de 2005 por orden del Delegado de Medio Ambiente, tienen orden de derribo y estamos imputados por  delito desde entonces. Mi hermano y yo empezamos a construir porque veíamos que la Junta las permitía en la misma barriada, pues en la parcela adjunta, la 588, se han permitido y habitado tres presuntas casas ilegales, y a 100 metros de distancia en la misma barriada, El Cumbrero, se había permitido en las mismas fechas terminar y habitar las presuntas casas ilegales  de la Concejala Dolores Capel, la de su cuñada Juana Ruiz, la de Simón Ruiz que es familiar del Concejal Francisco Belmonte…y se podrían mencionar muchas más en esta barriada y en otras.

Los demás, cientos de vecinos, han terminado y habitado sus casas y nosotros no, y encima me atacan…Ante estos hechos, sobran las palabras. El mundo al revés. ¿¿A quién quieren engañar??

Por otra parte la foto que aparece en la prensa es una vista frontal, sin perspectiva, y parece que se trata de  una construcción cuando en realidad son dos distintas y bien separadas, y no soy responsable de todo lo que aparece en la foto. Además la construcción está adjunta y solapando a la zona urbana consolidada del núcleo urbano de El Cumbrero. De hecho el nuevo PGOU de Carboneras, en trámite, incluye las dos  construcciones como suelo urbanizable, como ampliación lógica de la barriada,  lo normal es que la Junta permita  pequeñas ampliaciones de las barriadas del Parque, y así lo ha dicho públicamente en la prensa el propio Delegado de Medio Ambiente. Claro que a pesar de todo eso podrían volver a funcionar las represalias y los dobles raseros. Legalizar las demás y dejar esta fuera sería insólito,  y muy  descarado, y la Junta debe estar para resolver los problemas de los vecinos y no para provocarlos.

Por último, desearle  Feliz año 2007 al Agente de Medio Ambiente que viene por Carboneras, que cumpliendo con su deber a mi sí me denunció, a su Jefe el Coordinador de los Agentes, al Instructor José Manuel Merino, al Delegado Juan José Luque, a un político que admiro que es el Sr. Luis Caparrós, y a sus inspectores, que debieron venir  en 2005 en platillo volante y aterrizaron en mi parcela, ya que de otra manera no se explica que no vieran y denunciaran un centenar  de  casas ilegales que había en los alrededores, y feliz año nuevo también a los  vecinos de las barriadas de Carboneras que viven en sus lujosas casas ilegales que les permite la Junta, que las disfruten en compañía de sus hijos. Mi familia y yo somos vivimos felices y dignamente en un apartamento de 50 metros cuadrados.

*Marcos Ballesteros Galera. (Militante PP de Carboneras).

Biólogo.

Propietario afectado por la ampliación ilegal del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar.

 

Índice de Opinión