Vacaciones, puentes y fines de semana son ocasiones perfectas para organizar un viaje y salir de la rutina. Lo difícil a veces es decidir dónde escaparse.

La mayoría de nosotros vive a un ritmo frenético, casi sin parar. El trabajo, las obligaciones familiares y otros asuntos hacen que a menudo estemos deseando que lleguen unos días libres para desconectar y poder respirar un poco. De ahí que en cuanto llega un puente o la temporada de vacaciones, muchas ciudades se queden prácticamente vacías. O que cuando hace buen tiempo, los fines de semana mucha gente salga en busca de un momento de tranquilidad. Si eres una de esas personas, estas propuestas te serán de ayuda cuando no sepas dónde ir.

Los cruceros no son sólo en el mar

La palabra crucero normalmente nos hace pensar en recorridos de una semana o más en un gran buque que surca el mar. Pero cada vez hay más ofertas cruceros fluviales en distintas partes del mundo, algunas de ellas mucho más cerca de lo que te imaginas.

Uno de los principales atractivos de un crucero fluvial es que ofrece la posibilidad de conocer ciudades fascinantes de un modo muy original, navegando a través del río gracias al cual pudo surgir. Y aunque no todos los ríos son navegables, los que tienen suficiente caudal como para facilitar el paso de un barco de pasajeros, le da un aire fabuloso a la visita.

La duración del crucero depende en buena medida del tiempo que tengas. Los hay que duran 3 o 4 días, ideales para un puente, o de más de una semana para organizar unas vacaciones.

La magia de un viaje en tren

Si viajar en barco tiene algo que lo convierte en una experiencia, subirse a un tren no lo es menos, especialmente en determinados trayectos. Lo bueno de esta forma de viajar es que las vacaciones o la escapada, empiezan en cuanto pisas el vagón, disfrutando del paisaje al mirar por la ventanilla, dar un paseo hasta el vagón cafetería o conversando animadamente con otros viajeros.

En determinadas fechas hay una mayor demanda de billetes de tren a ciertos destinos. Por ejemplo, cuando llega el buen tiempo los trenes Almería suelen ocupar todas sus plazas. Así que si te apetece acercarte a esta ciudad y sus alrededores en este medio de transporte, lo mejor es que reserves con antelación. Además, podrás tener más posibilidades de encontrar precios interesantes.

Evidentemente hablamos de un viaje de larga distancia, no del clásico viaje en tren para ir a trabajar todos los días, que no se disfruta por diferentes razones. En cambio, un trayecto para conocer alguna ciudad, o incluso recorrer Europa de este modo, tiene un toque realmente mágico.

Conocer Estados Unidos

Si tienes unos cuantos días más y te apetece viajar al otro lado del “charco”, los Estados Unidos son un destino lleno de opciones. Desde Europa lo normal es acercarse a ciudades como Nueva York, aunque el otro lado del país también tiene sus atractivos.

Para aprovechar bien el tiempo y el dinero lo mejor es buscar un viaje organizado por la costa oeste de USA de la mano de una agencia que conozca bien este lado del mundo. Podrás disfrutar de destinos como Las Vegas, Hollywood, el Gran Cañón, etcétera. No hay duda de que será una experiencia memorable.

Ideas interminables para disfrutar

La verdad es que hay tantas propuestas para organizar un viaje que no se acabaría nunca. Todo depende de cuánto tiempo tengamos disponible, de nuestros gustos y también del presupuesto, claro está. Lo importante sobre todo es poder organizarse y preparar las cosas con antelación.

En páginas web como Planitravel puedes encontrar muchos otros sitios donde huir de la rutina y desconectar, además de información útil relacionada con los viajes, consejos y demás. También puedes encontrar rutas para visitar ciudades en más o menos tiempo, lugares curiosos que merece la pena conocer o qué necesitas para preparar mejor el viaje.

Si te apetece aprovechar esos días de descanso que tendrás pronto y no quedarte en casa, algunas de estas propuestas seguro que se ajustan perfectamente a lo que buscas.