Hogar y Decoración

Por fin un sistema en el que los bancos compiten por darte la mejor hipoteca

La tarea de pedir una hipoteca puede parecerte muy complicada si no tienes toda la información que necesitas; sin embargo, si conoces los conceptos correctamente y cuentas con la ayuda necesaria, conseguir unas buenas condiciones no debería suponerte ningún problema.

Hemos hablado con los expertos de Colibid, la mejor plataforma de subastas de hipotecas, para explicarte el nuevo sistema en el que los bancos compiten por darte la mejor hipoteca para tu nuevo hogar.

Colibid, tu simulador de hipotecas que te ayudará a conseguir las mejores condiciones

Colibid ha creado un sistema donde los bancos rivalizan por ofrecer la mejor hipoteca a los clientes. Se trata de un servicio gratuito, seguro y, sobre todo, que ayuda al cliente a no tener que ir de banco en banco buscando la hipoteca que más se adecue a tus necesidades económicas y personales. Es decir, este es un servicio que trata de poner las cosas fáciles a sus clientes

Registrándote en la plataforma con tus datos, vas a empezar a recibir ofertas reales durante 3 días, adaptadas a tu perfil económico de los mejores bancos y brókers hipotecarios. El registro es muy fácil y no dura más de 4 minutos.

Es importante señalar que esta plataforma está pensada únicamente para las personas que ya tienen una casa concreta mirada y están en el proceso de mirar hipotecas, ya que no son una inmobiliaria.

¿Cuáles son los requisitos que necesito para solicitar una hipoteca?

Para solicitar una hipoteca, los prestamistas generalmente requieren lo siguiente:

  • Ingreso estable: Los prestamistas quieren asegurarse de que tienes ingresos suficientes para pagar la hipoteca mensualmente. La mayoría de los prestamistas quieren que tus ingresos anuales sean al menos tres veces el monto de la hipoteca.
  • Buen historial crediticio: Los prestamistas quieren verificar que tienes un historial crediticio sano. Esto incluye un puntaje de crédito alto, un historial de pagos puntuales y un historial de manejo de deudas responsable.
  • Ingresos comprobables: Es probable que los prestamistas te soliciten comprobante de tus ingresos, como talones de cheques, estados de cuenta bancarios o declaraciones de impuestos.
  • Ingresos en efectivo: Los prestamistas quieren verificar que tienes suficientes ingresos en efectivo para cubrir los gastos iniciales de la hipoteca, como el enganche y los cargos de cierre.
  • Seguro de incendios: Es probable que los prestamistas te requieran que obtengas un seguro de incendios para proteger la propiedad hipotecada.
  • Experiencia previa: Si eres primer comprador, es probable que los prestamistas te requieran experiencia previa en la administración de una propiedad, ya sea que hayas sido propietario de una casa o hayas rentado una.

Ten en cuenta que estos son solo los requisitos básicos y que cada prestamista puede tener requisitos adicionales o específicos. Es importante investigar y comparar las opciones de préstamos hipotecarios antes de solicitar uno para asegurarte de cumplir con los requisitos y de obtener la mejor tasa de interés posible.

¿Qué tipos de préstamos hipotecarios existen?

Existen varios tipos de préstamos hipotecarios, cada uno con sus propias características y requisitos. Algunos de los tipos más comunes incluyen:

  1. Préstamo convencional: Este es el tipo de préstamo hipotecario más común. Se caracteriza por tener un plazo de 15 o 30 años y requerir un enganche del 20% o más. Los prestamistas pueden exigir un puntaje de crédito alto y un historial de ingresos comprobable.
  2. Préstamo FHA: El préstamo FHA (Administración Federal de Vivienda) está respaldado por el gobierno federal y permite enganches más bajos, como el 3.5%. Sin embargo, los prestatarios deben pagar un seguro hipotecario mensual adicional llamado MIP (prima de seguro hipotecario de la FHA).
  3. Préstamo VA: El préstamo VA (Administración de Asuntos de Veteranos) está respaldado por el gobierno federal y está disponible para veteranos militares, miembros activos del servicio militar y ciertos cónyuges. El enganche es cero, pero los prestatarios deben pagar una prima de seguro hipotecario anualmente.
  4. Préstamo de tasa ajustable: Este tipo de préstamo tiene una tasa de interés que cambia a lo largo del tiempo. A menudo, la tasa de interés es más baja al principio y luego aumenta a medida que el préstamo avanza.
  5. Préstamo de tasa fija: Este tipo de préstamo tiene una tasa de interés que no cambia a lo largo del tiempo.
  6. Préstamo de tasa variable: Este tipo de préstamo tiene una tasa de interés que cambia a lo largo del tiempo, basado en un índice de referencia como el índice LIBOR.
  7. Préstamo de tasa mixta: Este tipo de préstamo combina características de los préstamos de tasa fija y tasa variable, donde la tasa de interés cambia en diferentes etapas del préstamo.
  8. Préstamo de capital privado: Este tipo de préstamo se realiza a través de un inversionista privado, y no a través de una institución financiera tradicional. A menudo, se usa para comprar propiedades que no cumplen con los estándares de los prestamistas tradicionales.

Ten en cuenta que las regulaciones y los requisitos pueden variar según el país o el estado, es importante investigar y comparar las opciones disponibles.

¿Qué cantidad debo tener ahorrada para comprar una casa?

La cantidad que debes tener ahorrada para comprar una casa depende de varios factores, como el precio de la casa, el tipo de préstamo hipotecario que elijas y tus ingresos.

  • Enganche: El enganche es la cantidad de dinero que debes poner hacia la compra de una casa. El enganche suele ser del 20% del precio de compra de la casa, pero algunos préstamos, como los préstamos FHA, permiten enganches más bajos del 3.5%.
  • Cargos de cierre: Los cargos de cierre son los gastos que debes pagar al finalizar la compra de una casa. Estos pueden incluir tasas de título, tasas de notario, seguros y otros gastos relacionados con la transacción.
  • Seguro de incendios: Es probable que los prestamistas te requieran que obtengas un seguro de incendios para proteger la propiedad hipotecada.
  • Otros gastos: Es importante tener en cuenta otros gastos relacionados con la compra de una casa, como los gastos de mudanza, la decoración y la renovación.
  • Ingresos: Los prestamistas quieren asegurarse de que tienes ingresos suficientes para pagar la hipoteca mensualmente. La mayoría de los prestamistas quieren que tus ingresos anuales sean al menos tres veces el monto de la hipoteca.

Es valioso tener en cuenta que estos son solo algunos de los gastos relacionados con la compra de una casa. Es recomendable hablar con un asesor financiero o un agente inmobiliario para obtener una idea más precisa de los gastos que debes esperar y planificar adecuadamente tu compra.

También puedes hacerte una idea de cómo se quedarían las cuotas de tu hipoteca utilizando un simulador de hipotecas.

Ahora ya conoces Colibid, el sistema en el que los bancos compiten por darte la mejor hipoteca y tienes toda la información que necesitas para saber cómo enfrontarte a este proceso que tienes por delante. Echa un vistazo al simulador de hipotecas y consigue las mejores condiciones para pagar tu nueva vivienda.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
123movie 123movie